Allan Zelaya Zepeda, talento catracho en una de las mejores compañías informáticas de Polonia


No nos hubiéramos imaginado jamás que la construcción del puente subterráneo más largo e importante de Varsovia, Polonia estaría a cargo de la supervisión de un hondureño.

Wasko SA, la empresa polaca con más prestigio y considerada la compañía IT más grande en esa región europea contrató al joven originario de Tegucigalpa, Honduras para coordinar el proyecto e involucrarlo en otros de vital importancia para los polacos. No sólo valoraron sus cualidades intelectuales sino que también le brindan un ambiente laboral de primera calidad donde Allan Gabriel Zelaya Zepeda se siente como pez en el agua.

Allan estudió Ingeniería Civil en la Universidad Tecnológica Centroamericana (Unitec). El 23 de julio del 2011 emigró de Honduras luego de obtener una beca para continuar sus estudios de postgrado en Hannover, Alemania, donde se especializó en recursos hídricos y manejo ambiental (Leibniz Universitat Hannover). El compatriota de 36 años de edad, ya llevaba experiencia en su área, pues había trabajado en algunos proyectos de infraestructura; “supervicé la construcción de la terminal de cruceros Mahogany Bay en Roatán y estuve en el equipo de mantenimiento y desarrollo de la red vial secundaria en el departamento de Lempira” dijo el entrevistado a Ruta5.

Allan indicó que en el nuevo túnel de Varsovia se encarga de verificar que los sistemas de tráfico inteligente, los sensores contra incendios, las cámaras de seguridad, los centros de control y monitoreo de tráfico vehicular estén en óptimas condiciones para funcionar una vez que se inaugure la edificación. El catracho que también ha estado involucrado en la construcción e instalación de varios centros de radio comunicación para la Agencia Nacional de Servicios de Aeronavegación (PANSA) en Polonia, nos confesó que uno de sus máximos retos fue aprender el idioma local pues a la hora de solicitar un empleo era necesario dominarlo en un nivel básico.

“A Wasko llegué como punto de contacto durante un proyecto de la Unión Europea, con el fin de  integrar y estandarizar el espacio aéreo europeo (SESAR). Se necesitaba personal que manejara diferentes idiomas para el puesto y colaborar con entes de otros países” destacó Allan.

El ingeniero civil -al igual que muchos inmigrantes en diferentes países del mundo- también confesó que “tuvo que salir de la burbuja para verdaderamente darse cuenta de toda la riqueza natural, cultural y gastronómica que tiene Honduras. “Se extraña la comida, el calor humano, el clima y los paisajes de mi bella Honduras, pero si volviera a nacer emprendería el mismo camino que he realizado hasta el día de hoy” recalcó.

¡Enhorabuena para Allan! Quien nos hará recordar su historia cada vez que visitemos Polonia y crucemos el subterráneo de 2.4km.

®Todos los Derechos Reservados.Prohibida la Reproducción Total o Parcial.R5. 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.